Ir al contenido principal

Cómo mantener el peso perdido después de la cirugía

Después de que logres perder peso, tu viaje continuará a medida que mantengas tu progreso. Hay muchas maneras de hacer esto a lo largo del día, lo que incluye la forma en que comes, haces ejercicio y socializas. Algunos consejos para comenzar.

 

Siete consejos para mantenerte sin sobrepeso

  1. Come lentamente y deja de comer cuando te sientas satisfecho. No siempre es fácil dejar de comer, especialmente cuando estás frente a una comida deliciosa. Pero estarás feliz de haber parado. Hazte el hábito de poner en tu plato solo la cantidad de alimentos que necesitas para esa comida, para que no sigas comiendo.
  2. Maneja las porciones. Dividir la cantidad de alimentos que ingieres durante el día puede ahorrar muchas calorías. Medir tus comidas en recipientes separados puede ayudar a que te asegures de no comer en exceso.
  3. Bebe mucha agua. No solo ayuda a mantenerte hidratado y con energía, sino que es una forma natural de ayudar a controlar tu apetito durante todo el día.
  4. No comas calorías vacías. Planifica los refrigerios con anticipación para que siempre tengas opciones saludables para obtener lo que tu cuerpo necesita. Elabora un plan para manejar situaciones de refrigerios poco saludables, como celebraciones de cumpleaños en el trabajo o fiestas.
  5. Establece metas. Una vez que tengas en mente tu peso saludable deseado, establece un objetivo para alcanzarlo en un plazo realista.
  6. Mantente al tanto del progreso. Si te encuentras recuperando peso, encuentra el apoyo que necesitas para volver a encarrilarte.
  7. Mantente físicamente activo. Únete a un gimnasio o a una clase de entrenamiento periódica para mantenerte constantemente activo y fomenta hábitos saludables entre familiares y amigos invitándolos a unirse.
No tengas miedo de apoyarte en los demás y pídele a tu médico otras maneras de mantener tu pérdida de peso que funcionen mejor para ti.
La cirugía de pérdida de peso generalmente está diseñada para aquellos con un índice de masa corporal (IMC) igual o superior a 40, o igual o superior a 35 con comorbilidades graves. La banda gástrica ajustable laparoscópica con Lap Band® también está aprobada por la FDA para la cirugía de pérdida de peso en personas con un IMC de 30 a 35 que tienen al menos una afección relacionada con la obesidad. La cirugía de pérdida de peso se considera segura, pero al igual que muchos tipos de cirugía, tiene riesgos. Consulta con tu médico sobre los riesgos y beneficios de la cirugía de pérdida de peso.

Fuente:

Institutos Nacionales de la Salud

La alimentación después de la cirugía de pérdida de peso

Tu médico te dará instrucciones detalladas con respecto a un plan de nutrición personal. Te damos un adelanto sobre lo que puedes esperar.
Obtén más información sobre la alimentación después de la cirugía

La importancia del apoyo

La cirugía de pérdida de peso puede traer cambios que quizás hayas deseado durante mucho tiempo. El apoyo puede ayudarte a alcanzar tus objetivos.
Lee por qué el apoyo es importante

Mejor salud con la cirugía de pérdida de peso

Después de la cirugía de pérdida de peso, las condiciones médicas como la diabetes tipo 2 o la apnea del sueño pueden mejorar o desaparecer por completo.
Lee Seis maneras de mejorar tu salud

Regístrate para obtener consejos de salud

Accede a nuestros consejos y a la información sobre próximos eventos relacionados con el peso, los dolores, el corazón y mucho más.

Encontrar un médico

¿Necesitas un médico para tu cuidado?