Ir al contenido principal

¿Necesito atención de urgencia o de emergencia?

Atención de urgencia versus Sala de emergencias

Elegir el tipo de atención médica que necesitas depende de tu situación. Si estás herido o enfermo, acudir a la sala de emergencias (ER) del hospital puede parecer una opción apropiada. Pero si no enfrentas una emergencia real, la atención médica urgente proporciona otra opción.

Los hospitales suelen proporcionar una gama completa de servicios para afecciones médicas comunes, así como un nivel de atención de emergencia. Los centros de atención de urgencia ofrecen atención médica para afecciones que requieren atención inmediata, pero que no ponen en peligro la vida. Además, en el consultorio de un médico, los pacientes suelen recibir un servicio personalizado debido a una relación laboral establecida.

¿Cuándo acudir a la atención de emergencia?

No necesitas una cita para ir a la sala de emergencias, pero es posible que tengas que esperar si otros pacientes tienen necesidades médicas más urgentes. Algunos hospitales utilizan herramientas de programación en línea, como InQuickER, para publicar sus tiempos de espera en la sala de emergencias para que puedas revisarlos antes de ir al hospital. Si estás experimentando una emergencia médica, como un ataque cardíaco o derrame cerebral, es importante llamar al 911 para que te vaya a buscar una ambulancia en lugar de conducir. Esto permite que los servicios médicos de emergencia comiencen el tratamiento inmediatamente.

Según el American College of Emergency Physicians, las señales de advertencia de una emergencia médica incluyen:

  • Problemas respiratorios
  • Dolor torácico o abdominal superior
  • Desmayos o mareos repentinos
  • Cambios en la visión
  • Hemorragia incontrolable
  • Tos o vómitos con sangre
  • Confusión o cambios en el estado mental

¿Cuándo acudir a la atención médica urgente?

Si necesitas atención médica urgente para una afección que no es grave ni pone en peligro tu vida, es posible que desees ir a un centro de atención de urgencias cuando no puedas ver a tu médico de cabecera de inmediato. Estos centros suelen proporcionar tratamientos para enfermedades menores, cortaduras, quemaduras, heridas punzantes, fracturas, mordeduras, picaduras, esguinces y distensiones. También pueden ofrecer un conveniente servicio de laboratorio y radiografías en el lugar, así como horarios extendidos por la noche y los fines de semana.

La principal diferencia entre un centro de atención médica urgente y el consultorio de tu médico de cabecera es que puedes entrar en un centro de atención de urgencia sin una cita. Si bien el centro ofrece comodidad también tiene sus contras. En comparación con el consultorio de tu médico, es posible que el personal del centro no esté familiarizado con tu historia clínica y tus registros no estarán archivados si no eres un paciente regular allí. Algunos centros tampoco aceptan seguros de ciertas compañías. Además, al igual que una sala de emergencias, es posible que tengas que esperar en un centro de atención de urgencia si otros pacientes tienen necesidades médicas más urgentes. Si tu caso no es grave y prefieres no esperar en fila, programa una cita en el consultorio de tu médico.

En última instancia, la sala de emergencias del hospital es el mejor lugar para estar si necesitas atención médica de emergencia. En otras situaciones, dependiendo de cuándo ocurren y de tu capacidad para concertar una cita para ver a tu médico, un centro de atención de urgencia puede ser una opción más conveniente, menos costosa y rápida.

Regístrate para obtener consejos de salud

Accede a nuestros consejos y a la información sobre próximos eventos relacionados con el peso, los dolores, el corazón y mucho más.

Encontrar un médico

¿Necesitas un médico para tu cuidado?